dnit barcelona 2017

Viernes, hace frío pero eso no impide que haya un nuevo Sold Out en el Dnit. Al entrar, el escenario ha vuelto a su posición habitual en frente del Hall y esta vez no hay pantalla alguna dónde proyectar, sólo un par de estrobos. El público va llenando el hall del Caixaforum y Jenny Hval y su acompañante se suben el escenario ataviados con ropajes primitivos de color rojo (recordamos que “Blood Bitch” su último disco trata sobre la menstruación). Este LP es un discurso musical que funciona a la perfección en el álbum, mezclando hits con transiciones más cercanas a la performance o spoken-word poético pero en definitiva es un trabajo que da un aire fresco y combativo al pop femenino, que es algo que ya hacía falta.

La música se inicia con un arpegio sostenido interpretado en un MS-20 que no fue patcheado en ningún momento de la actuación (atrezzo) y el público respeta el silencio inicial y las primeras canciones (después volvió la habladuría habitual). Jenny desprende mucha energía saltando y cantando mientras su acompañante se limita a lanzar tracks. Los temas se van sucediendo y lo que al principio parece tener bastante sentido se va desvaneciendo a medida que pasa la actuación. La voz de Jenny es cautivadora y hizo buena gala de ello en la interpretación de algunos temas antiguos y sobretodo en la parte final de su actuación que fue un recorrido por sus hits “Female Vampire”, “Conceptual Romance”, “Secret Touch”… Pero esa calidez y buen hacer en los temas pop no acaba de encajar con los momentos performativos (rapunzel con melena de calcetines /tripas) o de spoken-word que si tienen mucha importancia en el álbum, las piezas estaban ahí pero no acababan de encajar. Es muy diferente la sensación generada, mucho más esperada y sosegada en directo que la que produce la escucha del álbum. Obviamente los hits funcionan, pero no  hay un hilo en la actuación que sostenga la carga discursiva ni musical, aunque la voz es muy buena la performance no lo es y muchos acabamos desconectando. El público aplaude, se encienden las luces y del rojo, vuelta al frío.

La próxima cita con Dnit es Lorenzo Senni y desde Neonized ya podemos intuir que después de su último disco en Warp va a ser un auténtico bomba. Nos vemos en el próxim DNIT, preparad los oídos y las mentes.